Salud

Sobrepeso y obesidad infantil, un mal cada vez más común

niños con sobrepeso y obesidad infantil

La relación con la comida saludable se aprende desde casa, si jamás se les ofrece una fruta o verdura a los niños, se está promoviendo en ellos el sobrepeso y posteriormente la obesidad infantil, dos males que han ganado bastante terreno entre los más pequeños. ¡Miremos por qué!

Hábitos que incrementan el sobrepeso y la obesidad infantil

hábitos que hacen subir de peso a los niños

La obesidad infantil es responsabilidad de padres, gobierno, industria alimentaria y televisión

Los malos hábitos desde casa acentúan más este problema, porque no se les está enseñando a los niños que deben invertir parte de su tiempo en realizar actividades que los hagan estar más saludables, contrario a esto se está promoviendo el sedentarismo al dejar que ellos pasen más tiempo pegados a la tecnología.

Los niños que no siguen una rutina saludable tienen más posibilidades de tener sobrepeso u obesidad, según estudios, los niños que no tienen unas rutinas establecidas para comer y dormir están más propensos a que ese desorden de horarios les provoque un aumento de peso y con él los problemas de salud.

Los padres tienen gran parte de responsabilidad en el sobrepeso de sus hijos por ser sus proveedores, no están leyendo las etiquetas nutricionales de los productos para hacer una mejor elección de lo que se lleva a casa. Aunque no les podemos echar toda la culpa, porque parte de la responsabilidad la comparte con el gobierno, quien interviene muy poco en lo que la industria alimentaria ofrece para el consumo.

Como cuidadores hay que evitar en los niños las conductas que los llevan hacia el sobrepeso, sobre todo si el factor genético esta a su favor, recordemos que para un niño con sobrepeso las posibilidades de que sea un adulto obeso son altas. Cuando le causamos un daño como este a los más pequeños ellos difícilmente logran recuperarse, porque al llegar a la etapa adulta siguen con los mismos hábitos y a esa edad es imposible ejercer el control sobre lo que comen.

Quizá te interese leer:  Éxito, cómo alcanzarlo con estos consejos

Consecuencias que deben sufrir los niños con obesidad infantil

El autoestima y la salud son las que se ven más afectadas con el problema de la obesidad, pero vamos a enfocarnos primero en la segunda.

Los niños que sucumben ante la obesidad están propensos a;

  • Diabetes.
  • Problemas de hígado.
  • problemas respiratorios.
  • Altos niveles de colesterol malo.
  • Anorexia.
  • Enfermedades cardiovasculares.
  • problemas para dormir.
  • Problemas de piel y articulaciones.
  • Algún tipo de cáncer.

Otro de los órganos que sufren con la obesidad es la piel, cuando un adulto joven ha sufrido obesidad desde pequeño su piel no vuelve a ser la misma después de que logra perder todo ese peso. Para que el cuerpo recupere parte de su estética necesita pasar por una serie de intervenciones quirúrgicas que pueden ser peligrosas, entonces, si tenemos un niño con problemas de obesidad y sobrepeso este es el momento para actuar y evitar que no le pasen estas cosas con su cuerpo.

Después de revisar las consecuencias orgánicas y físicas, vamos ahora a revisar las consecuencias emocionales que provocan cicatrices en los pequeños;

  • Ansiedad.
  • Depresión.
  • Baja Autoestima.

Un niño obeso necesita muchísima autoestima para soportar las burlas de los demás, a esa edad son demasiado vulnerables y cualquier crítica mal intencionada les puede provocar ansiedad y depresión, dos afecciones que están estrechamente relacionadas con el aumento de peso, la adicción alas drogas y pensamientos suicidas.

Quizá te interese leer:  HIIT ¿es mejor cardio o entrenamientos de alta intensidad?

Rutinas diarias para prevenir el aumento de peso en los niños

cómo eliminar el exceso de peso en los niños

Los buenos hábitos alimenticios se deben inculcar desde pequeños, no hay que esperar a que estén muy mayorcitos para hablarles acerca de la importancia de las frutas y verduras para la salud, la relación con ellas debe ser muy cercana, por lo tanto, los papás deben de asegurarse de llevar esto productos siempre en el mercado y dejar un espacio muy mínimo para las golosinas.

Se debe vigilar el peso y lo que se le está dando al niño, hay que evitar que asocien la comida chatarra como premio, si se va a estimular el niño que sea con palabras de aliento y no con la comida. Se debe educar el niño para que aprenda lo importante de los componentes de una alimento y empezar a leer las etiquetas nutricionales, se les debe hablar acerca de los peligros para la salud que representa una comida alta en azúcar sodio y grasa y los beneficios que obtiene el cuerpo cuando sigue una dieta saludable.

Por último, se le deben asignar los horarios para las comidas y el sueño, limitar el tiempo frente al televisor computador o videojuegos e incentivarlo a que practique deporte dando el ejemplo.

Sobrepeso y obesidad infantil, un mal cada vez más común
4 (80%) 1 voto

Ver comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Populares

Ir arriba