General

Cuida tu piel y aprende a protegerte contra el sol

protegerte contra el sol

Ir a la playa en el verano y verse bronceado es uno de los mayores objetivos de muchas personas durante las vacaciones de verano. Sin embargo muchos no saben realmente las graves consecuencias que puede tener una prolongada exposición a la luz solar. No tienes que dejar de disfrutar tus veranos con tus amigos y familia aprovechando del sol, el calor, y la arena; sólo debes aprender a cuidarte y evitar las consecuencias peligrosas del sol. Aquí te daremos algunos tips para que puedas cuidar de tu piel y la mantengas sana durante toda tu vida.

Además de luz y calor, el sol emite radiación UV, la cual no se ve ni se siente, y es la que puede hacernos daño al estar expuestos a ella. La radiación UV está compuesta por tres tipos de rayos, los UVA, los UVB y los UVC. Los UVA son capaces de alcanzar hasta la dermis y son aquellos los que más predisponen a la aparición de cáncer de piel y envejecimiento prematuro de la piel; mientras que los UVB a penas y alcanzan la epidermis, causando quemaduras superficiales de la piel, también colaborando con la aparición de cáncer; por otro lado tenemos los UVC, que son absorbidos por la capa de ozono y no alcanzan la tierra.

Radiación UV

Todos sabemos que para prevenir el cáncer de piel, se debe usar protector solar, sin embargo, muchos no conocen realmente cómo funciona y cómo usarlo de manera adecuada. Habrás escuchado varias veces que debes comprar el protector que diga 50 o más FPS, pero, ¿qué significa? ¿realmente ese es el mejor?.

Quizá te interese leer:  Terapia de flotación para deportistas ¿Qué es y qué beneficios tiene?

El factor de protección solar (FPS) es una medida que indica cuánta radiación es necesaria para producir una quemadura en la piel protegida, por ejemplo, con protector solar. Muchos tienen una concepción errada del FPS, y creen que el número está relacionado con el tiempo de exposición solar, es decir, que utilizar un protector solar de FPS 15, podrán estar en el sol por 15 horas más de lo que podrían si no tuvieran el protector. Esto no es correcto, ya que el número se refiere a la cantidad de luz solar, no al tiempo, ya que no es lo mismo exponerse al sol durante 15 minutos a las 9 am, que a la 1 pm.

Un bloqueador solar de 15 FPS es capaz de bloquear 93% de la radiación UVB, mientras que uno 30 FPS bloquea aproximadamente el 97%, y el 50 FPS bloquea el 98%. El aumento de la protección es mínima, y algo muy importante es que generalmente el FPS se refiere únicamente a la protección contra UVB, dejando de lado los rayos UVA, que son muy peligrosos. Una persona que utilice un protector con un FPS muy elevado puede que no se queme, sin embargo, al estar expuestos a los rayos UVA, igual están recibiendo radiación dañina para la piel.

El peligro de los bloqueadores con FPS muy elevado es principalmente la falsa sensación de protección que sienten los usuarios de estos protectores. Creen que tienen suficiente protección, por lo que dejan de lado todas las demás medidas de protección como utilizar ropa que los cubra del sol, estar en la sombra, etc. La radiación UVA que recibe la piel no es visible, por lo que la persona luego de estar expuesta al sol, no sabrá realmente si estuvo muy expuesta o no a estos rayos tan dañinos.

Quizá te interese leer:  Dormir bien ¿de qué depende?

Sin embargo, existen muchas maneras de disfrutar tu verano mientras cuidas tu piel. Aquí te dejamos algunos tips para cuando estés expuesto al sol:

  • Evitar las horas de mayor radiación solar: 10 am – 2 pm.
  • Utilizar ropa y prendas que te protejan del sol: ropa que te cubra la piel, lentes de sol, etc.
  • Aplica el protector de manera regular y abundante. Es recomendable utilizar protector todos los días antes de salir de tu casa, ya que todos los días estamos expuestos al sol.
  • Utiliza un protector solar de amplio espectro: que proteja contra rayos UVA y UVA que tenga entre 30-50 FPS.
  • Si vas a la playa o a la piscina, utiliza un bloqueador resistente al agua: éstos pueden ser utilizados durante 40 minutos en el agua, es decir, que luego de los 40 minutos, debes re-aplicarlo.
  • Aplica el protector media hora antes de la exposición al sol, y procura no hacerlo con la piel mojada o sudada, ya que se correrá y no te protegerá.

Recuerda, proteger tu piel es prevenir problemas como cáncer y envejecimiento prematuro de la piel. ¡Cuídate!

Referencias

Cuida tu piel y aprende a protegerte contra el sol
5 (100%) 3 votos

Ver comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Populares

Ir arriba