Salud

Deporte y ejercicios que te ayudan a reducir el colesterol alto

Ejercicios que te ayudan a reducir el colesterol alto

El colesterol es una de las sustancias grasas que circulan en la sangre. Si tenemos demasiado, puede adherirse a las paredes internas de nuestras arterias, estrechándolas y aumentando el riesgo de enfermedad cardiovascular. Sin embargo, no es sólo la cantidad de colesterol en la sangre lo que puede ponernos en riesgo, sino también el tipo. El colesterol de lipoproteína de baja densidad (LDL) -conocido como «colesterol malo» es más propenso a causar problemas, mientras que el colesterol de lipoproteína de alta densidad (HDL) protege al cuerpo de la acumulación de colesterol. Cuando se diagnostica el colesterol alto, lo primero que dicen los médicos es que, además de mejorar la dieta, el deporte y los ejercicios para reducir el colesterol son la mejor receta para disminuir los niveles de forma natural. En este artículo te mostramos algunos ejercicios que te ayudan a reducir el colesterol alto que puedes introducir en tu rutina para mejorar tu salud.

[Adsense-A]

Los 5 mejores ejercicios que te ayudan a reducir el colesterol alto

Caminar a buen ritmo

Caminar un mínimo de 30 minutos al día es el primero de los ejercicios que te ayudan a reducir el colesterol alto más que recomiendan siempre los médicos. Hay personas que por su sobrepeso, enfermedades articulares y musculares, o simplemente su baja condición física no están preparadas para empezar a hacer deporte de un día para otro. Por ello, lo ideal es ir empezando poco a poco, e ir aumentando la duración de los paseos y la intensidad de la caminata paulatinamente. Y, una vez el cuerpo se haya adaptado, se puede pasar a otras actividades como el senderismo, la marcha nórdica o el running.

Running

Este deporte que cada vez va ganando más y más adeptos es ideal para reducir los niveles altos de colesterol, ya que en un estudio de 2013 publicado en los Archives of Internal Medicine se encontraron mejoras significativas en los niveles de colesterol HDL en los corredores que entrenaban un mínimo de tres veces en semana. Además, el running cuenta con todas las ventajas posibles: se puede hacer en cualquier sitio, a cualquier lugar, no cuesta dinero y todo el mundo sabe hacerlo.

Montar en bici te ayuda a reducir el colesterol alto

Montar en bici

El ciclismo es otro de los mejores ejercicios que te ayudan a reducir el colesterol alto, ya que quema casi la misma energía que el running, pero es mucho menos agresivo para las articulaciones, lo cual es un factor importante para muchas personas a medida que envejecen. Las caderas y las rodillas son vulnerables a la artritis, y todos necesitamos tener cuidado con ellas. Por tanto, si estás comenzando a sentir algo de dolor en estas articulaciones pero quieres reducir el colesterol alto, esta puede ser tu mejor opción.

Una buena forma de empezar a introducir este hábito en tu rutina es el trabajo. Si es posible ir en bicicleta al trabajo, inténtalo. Un estudio publicado en el Journal of the American Heart Association ha demostrado que las personas que iban en bicicleta al trabajo eran menos propensas a desarrollar colesterol alto que las que no lo hacían.

[Adsense-B]

Hacer pesas

Hasta ahora, hemos estado hablando principalmente sobre ejercicio aeróbico, ya que generalmente son estos ejercicios que más te ayudan a reducir el colesterol alto y el riesgo de enfermedad cardíaca. Sin embargo, varios estudios sostienen que el entrenamiento de resistencia también es extremadamente beneficioso para las personas con colesterol alto. La revista Atherosclerosis publicó un artículo de investigación que demostraba que los sujetos estudiados sometidos a entrenamiento de resistencia fueron capaces de eliminar el LDL de su torrente sanguíneo más rápido que aquellos que no lo estaban. En otro estudio publicado por BMC Public HealthTrusted Source, los científicos reportaron que la combinación de resistencia y ejercicio aeróbico ayudó a las personas a perder más peso y grasa que cualquiera de estos por separado, lo que demuestra que El entrenamiento de resistencia también puede ayudarle a proteger la salud cardiovascular

Ver comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir