Nutrición

Grasas vegetales VS grasas animales

Grasas vegetales VS grasas animales

Las grasas de origen vegetal son más saludables que las de origen animal, este tipo de grasa están elaboradas por ácidos grasos insaturados que cuentan con propiedades saludables. En cambio, las grasas animales son más dañinas para la salud porque aumentan el nivel de colesterol. La grasa vegetal se encuentra en las aceitunas, los frutos secos, el aceite de girasol y el maíz. Las de origen animales se pueden encontrar en las mantequillas, la mayonesa, la nata, la carne roja y la bollería industrial.

Dietas con grasas vegetales VS dietas bajas en grasas

La diferencia más destacada de los diferentes tipos de grasa se basa en la cantidad que tiene cada una de ácidos grasos insaturados y saturados. El punto clave desde la visión dietética es una menor proporción de grasas saturadas en comparación con las insaturadas.

Las grasas insaturadas se encuentran fundamentalmente en alimentos vegetales, como las semillas, los frutos secos y el aceite de oliva. Las grasas insaturadas son también conocidas como grasas buenas y tienen la singularidad de minimizar los niveles de colesterol en sangre, por ello son consideradas las grasas amigas del corazón.

La variedad de productos que contienen algún tipo de aceite es bastante grande: desde los aperitivos salados, salsas comerciales, frutos secos fritos, galletas, mantequilla, bollería repostería, conserva de verduras o legumbres, etc.

Cumplir con una dieta mediterránea que contenga grasas vegetales, como los frutos secos o el aceite de oliva virgen extra, y sin limite de calorías, no ocasiona un aumento de peso, si se compara con una dieta baja en grasa.

Las grasas vegetales permiten reducir el peso corporal

Un estudio encabezado por el doctor Remon Estruch, director del Centro de Investigación Biomédica en Red-Fisiopatología de la Obesidad y Nutrición (CIBEROBN), señala que las directrices de salud aconsejan llevar a cabo una dieta baja en grasas y en calorías ocasiona un miedo sobre las grasas que si son saludables y que deben ser incluidas en una dieta mediterránea para beneficiar a la salud.

Quizá te interese leer:  Arroz integral: el alimento perfecto para los deportistas

Muchos estudios científicos corroboran que la cantidad total de grasa no es una medida eficiente de los beneficios y daños que pueden producir ciertos alimentos, por lo que aconsejan centrarse en el hecho de comer más calorías que provengan de las verduras, legumbres, frutas, frutos secos, aceites vegetales, granos integrales y yogures; y comer menos alimentos procesados con sal, grasas trans y azúcar.

Durante medio siglo, la política de la nutrición ha apostado por una dieta con poca grasa, pero el impacto sobre el aumento de la obesidad es poco. Una dieta mediterránea rica en grasa vegetal, como los frutos secos o el aceite de oliva, influye mucho menos en el peso corporal si se compara con las dietas que son bajas en grasas. La dieta mediterránea tiene ventajas para la salud y añade grasas saludables como pescado y aceites vegetales.

Un estudio en el que se han pesado a más de 7500 personas con edades comprendidas entre 55 y 80 años desde el año 2003, ha demostrado que más de la mitad de ellos que seguían una dieta rica en grasas vegetales, vieron muchos menos influencias en su peso que los que realizaron una dieta baja en grasa.

Todos los voluntarios que se presentaron al estudio mostraban alto riesgo cardiovascular y más del 90 % eran obesos o tenían sobrepeso. De esta manera, después de 5 años, los investigadores corroboraron que en el grupo que llevaba una dieta rica en grasas vegetales aumentaron ligeramente las grasas, mientras que en el grupo que realizaba una dieta baja en grasas, estas disminuyeron. Sin embargo, en los dos grupos se produjo una reducción de la ingesta de productos lácteos, dulces, o cárnicos.

Quizá te interese leer:  Beneficios que te aporta entrenar HIIT

Los participantes de los dos grupos bajaron de peso, aunque la pérdida de peso mayor se produjo en el grupo que realizaba una dieta mediterránea rica en aceite de oliva, quienes bajaron 0,88 kilos de peso, comparados con los 0,60 kilos del grupo de dieta baja en grasa.

Aunque, hubo un crecimiento de la circunferencia de la cintura en los dos grupos, el mayor incremento que se observó fue en el grupo de la dieta de grasas reducidas. En especial, los voluntarios del primer grupo aumentaron su circunferencia en 1,2 centímetros aproximadamente, comparados con el 0,85 centímetros del grupo con dieta rica en grasas vegetales.

frutos secos

Por comer menos no adelgazarás mas

Dados los resultados del experimento, se confirma que una dieta con productos bajos en grasas y calorías no contribuye a la reducción del peso. Este pensamiento mal planteado lleva a directrices contradictorias que limitan la ingesta de leche entera, mientras si que permiten leche desnatada aliñada con azúcar y, del mismo modo, obligan a los productores de alimentos minoristas y negocios de hostelería a reducir las grasa derivadas de vegetales de productos y comidas, mientras se venden productos bajos en grasa de baja calidad que perjudican la salud de quienes los comen.

Grasas vegetales VS grasas animales
5 (100%) 1 voto

Ver comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Populares

Ir arriba