Nutrición

¡Sustituye la sal para mejorar tu salud!

sal

La mayoría de las personas creemos que comer sin sal es como no comer, ya que tenemos la idea de que en la sal está el gusto, pero este es un pensamiento preconcebido y forma parte de nuestra tradición nutricional ingerir platos ricos en sal.

¿Pero te has puesto a pensar que pasaría si esto cambia?, si desde que nuestros hijos son pequeños los acostumbramos a comer con poca sal, de seguro muchas enfermedades que se desarrollan a futuro se podrían prevenir.

Primero veamos, ¿qué repercusiones tiene para el organismo el consumo excesivo de sal? La Organización Mundial de la Salud (OMS), indica que la alta ingesta de sodio (sal) está asociada con la hipertensión, enfermedades cardiovasculares o los accidentes cerebrovasculares.

Para que estas patologías no se manifiesten, la OMS recomienda tanto para adultos como para niños reducir la ingesta de sodio por debajo de los 5 gramos al día, lo que equivale a más o menos a una cucharadita de sal llena.

sal cucharas

Haz cambios en tu cocina

Parece difícil, pero al momento de cocinar tenemos a la mano una gran variedad de hierbas y especies que le dan sabor a los alimentos, lo que nos ayuda a reducir la sal y disfrutar más de los sabores.

Un ejemplo de esto es usar el ajo y la cebolla para agregarlo a los platillos, así como la salsa de soya baja en sodio, ésta última con las carnes y algunos vegetales le da un sabor exquisito. Del mismo modo los cítricos sobre las ensaladas intensifican los sabores, lo que hace que el uso de sal sea mínimo.

Otra grandiosa idea es crear tu propio salero, esto es muy fácil, sólo debes juntar 2 cucharadas de pimienta negra, una de pimienta de Cayena, una de paprika, una de polvo de cebolla, una de polvo de ajo y una hoja de laurel molida, con esto harás un gran cambio en tu mesa.

Quizá te interese leer:  Deficiencia de Vitamina B, señales que te ayudan a saber si la padeces

El uso de especias es fundamental, como ejemplo te recomendamos el eneldo para las patatas, pescado y tomate; orégano para el pollo, romero para el cordero, salvia con la carne y patatas, y canela o nuez moscada para sopas, zanahoria y calabacín.

Otra opción para sazonar carnes, es usar albahaca, laurel, curry, comino, mostaza seca, ajo, jalea de uva, pimienta verde, hongos frescos, nuez moscada y perejil. Y recuerda que antes de usar alguna especia debes frotarla y aplastarla para que libere su sabor en la preparación.

Todo está en el equilibrio

Para tener una buena nutrición la clave está en el equilibrio, no se trata de eliminar o abusar en el consumo de un alimento en específico, ya que nuestro cuerpo necesita de todos para su correcto funcionamiento, sumado al ejercicio diario.

En el caso de la sal, su consumo también tiene beneficios, ya que contribuye a que el cuerpo esté bien hidratado, introduciendo agua en el interior de las células, ayuda a controlar la cantidad de agua del organismo y a regular los fluidos del cuerpo y es esencial para que el sistema nervioso transmita impulsos al cerebro para la relajación muscular.

sodio

¡Sustituye la sal para mejorar tu salud!
4.7 (93.33%) 3 votos

Ver comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Populares

Ir arriba